LAB ha participado en la Mesa Sectorial de Osakidetza celebrada hoy en Gasteiz, ya que en esta ocasión, al menos se nos ha remitido un orden del día más detallado y documentación por escrito antes de la reunión. Aun así, el plazo de convocatoria, una vez más, ha sido ridículo.

Queremos destacar los siguientes aspectos:

• Osakidetza introduce nuevos matices y elementos en cada reunión, pero sigue sin abordar las cuestiones fundamentales como la plantilla, la recuperación de los derechos robados, las privatizaciones y la precariedad. Todo ello afecta directamente a la calidad de la atención.

• LAB exige una metodología de negociación transparente, con un calendario de fechas y temas a abordar, y con propuestas serias basadas en datos objetivos, datos como la plantilla estructural que Osakidetza sigue negándose a entregarnos.

• Este teatro de negociación debe ser entendido en un ambiente de pre-campaña electoral, que condiciona los ritmos y los contenidos. El PNV no ha movido ficha en toda la legislatura y ahora tiene prisa por conseguir algún acuerdo parcial, introduciendo mejoras puntuales que no resuelven los problemas de fondo. En temas como la OPE, el acuerdo de contratación o el desarrollo profesional no se concreta, lo que parece más una estrategia para ganar tiempo.

Por lo tanto, seguimos sin una negociación real. LAB va a seguir reclamando una negociación colectiva seria, para lo que es imprescindible un calendario fijo, una metodología, propuestas basadas en información objetiva, transparencia y que recoja los cinco puntos fundamentales: nuevo Acuerdo de Condiciones Laborales; Plan de creación y estabilización del empleo; Acuerdo Integral de Contratación; derechos lingüísticos y Plan contra la privatización.