Ernai se manifestará el próximo 4 de junio en Bilbao, a las 17:30 horas, desde la Plaza Elíptica, para denunciar el montaje contra 7 jóvenes que serán juzgados y reivindicar que la lucha juvenil merece la pena. LAB se adhiere a la convocatoria y llama a su militancia a participar en ella porque considera que la lucha por una vida digna es algo que hay que apoyar.

La juventud luchan por su futuro en la misma medida en que las y los trabajadores luchan por sus empleos, condiciones de trabajo y vidas dignas. Y el juicio al que se enfrentan 7 integrantes de Ernai debe entenderse en el contexto de criminalización de la lucha que estamos viviendo. Hace unos meses, el Gobierno Vasco pidió a la fiscalía que investigara si los mensajes de Ernai eran constitutivos de un delito de odio, tratando de poner de camino a los tribunales a algunos y algunas representantes de Ernai. Es una decisión que denunciamos firmemente desde LAB y expresamos todo nuestro apoyo y solidaridad a Ernai, y ahora también quisiéramos manifestar otro tanto. Entonces señalamos que todo esto debía entenderse en el marco de la política de criminalización de la juventud vasca que lleva este Gobierno.

Aquí el problema de fondo es la situación de juventud. La situación que viven las y los jóvenes se está volviendo insostenible, están en situación de emergencia, tal y como ha denunciado la propia Ernai. La juventud más preparada tiene un negro futuro, un tercio de la misma está en paro, tienen salarios de miseria o se les vulnera el derecho a la vivienda.

Mientras tanto, el Gobierno Vasco gobierna en beneficio de las élites económicas, poniendo alfombra roja a la patronal para seguir profundizando en la precarización. El poder legislativo, judicial y policial; todo se quiere utilizar para velar por los intereses de la patronal.

Este sistema no tiene soluciones dignas para la juventud. Tampoco para quienes están defendiendo el empleo. No hay políticas públicas de empleo, del mismo modo que no se apuesta por reforzar los servicios públicos.

En lugar de garantizar una vida digna a la ciudadanía, a jóvenes, pensionistas, trabajadoras o mujeres, el Gobierno Vasco pretende eliminar toda protesta sindical y social y hemos visto a la Ertzaintza actuando de forma agresiva y con una violencia desproporcionada contra sindicalistas y jóvenes. Este juicio contra las y los integrantes de Ernai responde a la misma lógica.

En este país la mayoría sindical y social ha realizado una fuerte apuesta por la transformación social, los cambios políticos y un futuro digno. Son numerosas las dinámicas sindicales y sociales que están abiertas. LAB se reafirma en su compromiso de ser compañera de viaje de Ernai en las mismas.