El sábado 3 de octubre murió un trabajador de Productos Tubulares de Trapagaran a consecuencia del accidente laboral sufrido el pasado jueves. Se trata del segundo trabajador muerto en este centro de trabajo en el plazo de un mes.

Desde el sindicato LAB, en primer lugar, queremos expresar nuestra solidadaridad y apoyo a compañeros y compañeras, familiares y personas allegadas al trabajador fallecido.

Con esta última, son al menos 50 los y las trabajadoras muertas en Euskal Herria desde inicio de año, y además, Joaquín Beltrán está desaparecido en el vertedero de Zaldibar desde el pasado 6 de febrero. Las y los trabajadores muertos ya superan en 4 a los de 2019, cuando aún quedan tres meses para que finalice el año. La pandemia de las muertes laborales no cesa, pero tanto instituciones como patronal siguen mirando hacia otro lado.

Debemos denunciar que todas estas muertes tienen un factor en común, la precariedad. Los accidentes no son fruto de la casualidad sino consecuencia de las malas condiciones laborales, de la temporalidad y de la falta de prevención real en las empresas.

Los accidentes laborales tienen responsables directos. Por una parte está la patronal que prioriza sus beneficios por encima de la salud y seguridad de los y las trabajadoras.

Asimismo denunciamos la actitud de las distintas administraciones públicas. A día de hoy y en comparación con 2019, ya ha habido más accidentes laborales mortales. En 2019 fueron 46 y este año, recién iniciado octubre, son 50 las y los fallecidos y un trabajador sigue desaparecido.

En el sindicato LAB lo tenemos claro. Para acabar con la violencia laboral necesitamos una vida y condiciones de trabajo dignas. Tenemos derecho a volver a casa con vida. Necesitamos construir un nuevo modelo en el que la prioridad sea la vida y la salud de los y las trabajadoras.

En LAB seguiremos trabajando y luchando por los derechos de los y las trabajadoras, su seguridad y su salud. Así hacemos un llamamiento a las y los trabajadores a que participen en las movilizaciones convocadas por el comité de empresa de Productos Tubulares, la huelga de 24 horas que se iniciará hoy lunes a partir de las 22:00 y la concentración que llevarán a cabo mañana martes 6 de octubre, a las 11:30, ante la sede de Tubos Reunidos en Bilbo (Máximo Aguirre, 18).