Hemos realizado una jornada reivindicativa tanto en Ipar como en Hego Euskal Herria. En Ipar Euskal Herria, en el marco de la huelga contra los recortes del Gobierno francés, hemos participado en la manifestación de Baiona. En Hego Euskal Herria, por su parte, hemos llevado a cabo numerosas acciones para reivindicar un empleo digno, el fin de la precariedad y la eliminación de la brecha salarial. En Donostia, frente a la sede de ADEGI, asociación de empresas de Gipuzkoa, el secretario general adjunto de LAB, Igor Arroyo, ha lanzado un mensaje claro a la patronal vasca: «Con esta reforma laboral no habrá paz social».

En declaraciones a los medios durante la ocupación de la sede de ADEGI por parte de militantes de LAB, Igor Arroyo ha señalado la responsabilidad de Confebask y CEN: «Como miembros de la CEOE, han formado parte del lobby contra la derogación de la reforma laboral. Confebask y CEN han vuelto a apostar por la precariedad, sabiendo que ésta repercute negativamente en las vidas de las y los trabajadores. Por encima de los discursos sobre el modelo de empresa, la patronal vasca prioriza sus beneficios frente a unas condiciones laborales dignas».

Arroyo se ha referido al impacto negativo de la precariedad, no sólo en las vidas de las y los trabajadores, sino también en la economía vasca: «Los bajos salarios y las precarias condiciones llevan a la economía vasca al abismo. Sin empleo digno no hay cualificación ni innovación. No es posible realizar Industria 4.0 si se aplica la versión 1.0 en términos de empleo».

Igor Arroyo ha destacado la falta de legitimidad del acuerdo en el diálogo social de Madrid: «En esa mesa las y los trabajadores vascos no estamos representados. Atendiendo a la representación sindical de Hego Euskal Herria, entre UGT y CCOO sólo representan al 34%. En el caso de la CAV, el 29%. La mayoría sindical de aquí está en contra de este acuerdo. Y la gente de UGT y CCOO también está avergonzada al ver que sus sindicatos se han plegado a la reforma laboral del PP».

Así, LAB ha advertido a ADEGI y al resto de organizaciones patronales de la tentación de imponer sus deseos en Euskal Herria a través de la aritmética de Madrid: «Nosotras y nosotros no estamos ligados al acuerdo de Madrid. Este acuerdo carece de legitimidad mayoritaria en Euskal Herria. En consecuencia, aquí no os regalaremos ninguna paz social».

Arroyo ha recordado la interpelación realizada por LAB a Confebask y CEN el pasado mes de noviembre: «Estamos dispuestas y dispuestos a acuerdos, pero a acuerdos que den solución a los problemas de las y los trabajadores. Estamos dispuestas y dispuestos a un acuerdo interprofesional que regule el salario mínimo de 1.400 euros. Estamos dispuestas y dispuestos a un acuerdo interprofesional que permita repartir empleo y cuidados a través de la jornada de 30 horas. Pero, de momento, no hemos recibido respuesta alguna por parte de las patronales».

Así las cosas, Arroyo ha anunciado un nuevo ciclo de movilizaciones de cara a los próximos meses: «La pandemia ha puesto de manifiesto las carencias del sistema sanitario, así como las consecuencias de la privatización del sistema de cuidados. Durante la pandemia hemos visto en qué condiciones trabajaban las mujeres en estos servicios considerados esenciales. Y junto a ello, estamos viendo una subida tremenda del IPC. Las y los trabajadores vascos no nos vamos a conformar con esta situación. Vamos a acudir a huelgas y movilizaciones sector a sector y empresa a empresa en los próximos meses».

Asimismo, Arroyo ha llamado a participar en las convocatorias de la mayoría sindical vasca para reclamar la derogación de la reforma laboral y reivindicar un marco propio de relaciones laborales. En concreto, el 30 de enero realizaremos manifestaciones en las cuatro capitales de Hego Euskal Herria y el 2 de febrero, movilizaciones en los centros de trabajo.

Numerosas acciones

Hemos llevado a cabo movilizaciones en diferentes comarcas, en el marco de la denominada Jornada de Reivindicación, y cada acto de protesta ha tenido su propia caracterización, reflejo de las luchas que están en vigor. Hemos realizado una galería de imágenes con algunas de estas movilizaciones, entre ellas, la ocupación de la sede de ADEGI en Donostia.