Lugar en el que se ha producido el accidente laboral mortal.

Tenemos que lamentar y denunciar otro accidente laboral mortal, en este caso en el barrio de Arbes de Irun. El trabajador de la construcción X.L.L., de 45 años, se ha precipitado desde las alturas en el edificio en el que trabajaba en las obras de rehabilitación, cayendo desde un tercer piso sobre los trabajadores que se encontraban debajo. Uno de estos ha sufrido lesiones leves en el brazo. El trabajador fallecido pertenecía a la empresa Construcciones Arixu. De nuevo otro accidente mortal en el sector de la construcción y la rehabilitación. Desde el sindicato LAB, queremos mostrar nuestra solidaridad con la familia, personas allegadas y compañeras y compañeros del trabajador fallecido.

Ante esta situación, ¿alguien puede creer que estamos ante la casualidad o la mala suerte? Exigimos a las administraciones explicaciones y medidas inmediatas, mayor control y políticas concretas para combatir esta lacra de los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales.

Tras la muerte en el trabajo de hoy, al menos 5 trabajadores han perdido la vida en Euskal Herria en lo que va de año, cuando llevamos 26 días desde que empezó 2022. Dos de éstos pertenecen al sector de la construcción y la rehabilitación.

Pedimos a las instituciones explicaciones y un plan específico para los trabajos en altura en el sector de la construcción y rehabilitación, para que se tomen las medidas necesarias y se hagan políticas preventivas reales. Ni el sector ni las y los trabajadores pueden dar por normal esta situación ni acostumbrarse a ella.

Por último, hacemos un llamamiento a participar en las movilizaciones de denuncia que se puedan convocar en las próximas horas y que tengan como prioridad la defensa de la seguridad y salud de las y los trabajadores. En este sentido, desde la mayoría sindical vasca hemos convocado una concentración en Irun para el lunes.