La firma del preacuerdo alcanzado en Madrid por UGT y CCOO con la patronal FEIQUE, en el Convenio Estatal de Química, nos vuelve a mostrar el modelo y práctica de negociación de estos dos sindicatos. Negocian en Madrid para el ámbito estatal al que defienden a ultranza, imposibilitando la negociación de los convenios provinciales.

El sindicato LAB se reafirma en la necesidad de un Marco Vasco de Relaciones Laborales (MVRL) para poder negociar en Euskal Herria las condiciones laborales según las necesidades de Euskal Herria.

Quieren vender este preacuerdo como ventajoso para las y los trabajadores del sector, pero su mayor “logro” es una subida salarial igual a la pactada con la CEOE (1% y 1,5%). No dicen nada de los puntos regresivos que han aceptado regalar a la patronal. Este preacuerdo no recoge ninguna medida que blinde las condiciones laborales ante las reformas. Posibilita aplicar mayor flexibilidad que la existente hasta ahora. También contempla una movilidad funcional a la carta para la empresa ya que han aceptado regularla según necesidades de la empresa y no de la producción.

Estos son los logros de los sindicatos del diálogo social. Poner en bandeja de plata el beneficio para la patronal a costa de los derechos de las y los trabajadores.

Ante estos hechos queda clara la necesidad de un Marco Vasco de Relaciones Laborales (MVRL), para que las y los trabajadores de Euskal Herria puedan acordar en y para Euskal Herria. Mientras tanto, ante el ataque desde el ámbito estatal LAB actuará en las empresas blindando nuestros derechos y mejorando lo acordado en este preacuerdo.