Trabajadores y trabajadoras denunciadas en diferentes conflictos de los últimos meses, tales como las huelgas por el convenio del metal de Bizkaia y las luchas en Tubacex, PCB o Petronor, han comparecido con el apoyo de sindicatos, entre ellos, LAB. Han presentado un manifiesto y han informado sobre las iniciativas que llevarán a cabo de ahora en adelante, entre otras, la concentración prevista para el próximo 25 de enero ante la Audiencia Provincial de Bilbo.

Comunicado de las y trabajadores:

Los y las trabajadoras imputadas por los conflictos del Metal de Bizkaia, PCB, Tubacex y Petronor y los sindicatos CCOO, LAB, ESK, CNT y CGT queremos manifestar lo siguiente:

Como consecuencia de las luchas del Metal de Bizkaia, de PCB, de Tubacex y de Petronor, han sido numerosas las personas trabajadoras apaleadas, imputadas y sancionadas con multas económicas. Algunas de estas personas están a la espera de juicio con peticiones de penas de cárcel muy altas. 

Queremos denunciar que tras todas estas acusaciones, lo que se esconde es un intento de criminalizar la lucha de la clase trabajadora, criminalizar el sindicalismo, criminalizar el derecho a la huelga, en definitiva, criminalizar cualquier intento de lucha en defensa de unas condiciones de trabajo y de vida dignas. 

Este intento de criminalización no es casual, es consecuencia de una decisión política. Esta decisión ha venido de la mano de las instituciones, especialmente, del Gobierno Vasco. En todos los conflictos, la primera aportación del Gobierno Vasco ha sido mandar a la Ertzaintza a reprimir protestas, apaleando, deteniendo bajo falsas acusaciones y aplicando la Ley Mordaza a numerosos trabajadores y trabajadoras. El Gobierno Vasco debería priorizar el tener una mayoraportación e implicación para que en las mesas de negociación haya un equilibrio real entre ambas partes.

En todo este tiempo, el Gobierno Vasco no ha buscado proteger a los trabajadores y trabajadoras del metal de Bizkaia, de PCB, de Tubacex y de Petronor, cuando éstas empresas pusieron los EREs o ERTEs encima de la mesa, cuando luego, incluso, hubo sentencias judiciales contrarias a estos EREs y ERTEs. Tampoco lo hemos visto defender a los trabajadores y trabajadoras que han sido amenazadas para que no secunden la huelga. Tampoco lo hemos visto ni lo vemos junto a trabajadores y trabajadoras que a diario ven vulnerados sus derechos laborales o viven inmersas en la precariedad, que a veces, pierden la salud y demasiadas veces, la vida. Tampoco hemos visto a ninguna patronal sufriendo detenciones o enfrentándose a un juicio ante la sangría incesante de accidentes laborales y muertes por falta de medidas de prevención, o por imponer situaciones de precariedad totalmente abusivas. Actúan con total impunidad porque alguien lo permite.

Todas las personas apaleadas, multadas o imputadas, solo hemos defendido el empleo y las condiciones laborales propias y de todos y todas nuestras compañeras. La lucha es el único mecanismo que tenemos los y las trabajadoras para hacer frente a la imposición, a la precariedad y a la pobreza, y poder tener mayor capacidad de presión en la negociación frente a las patronales. La patronal tiene las leyes y a los gobiernos de su parte. Los y las trabajadoras solo tenemos la lucha como herramienta legítima para defender y conquistar derechos para la clase trabajadora, y poder incidir en el cambio de estas leyes.

Por ello, decimos alto y claro que la lucha sindical nunca puede ser un delito, como se ha demostrado en numerosas luchas, tras las cuales se han conseguido equilibrar las fuerzas en las negociaciones, y poder así conseguir mejores condiciones y derechos para el conjunto de los y las trabajadoras.

Por este motivo, el colectivo de imputados e imputadas vamos a solicitar una reunión a los departamentos de Empleo y de Seguridad del Gobierno Vasco para exigirles que dejen de criminalizar la lucha obrera, resitúen su posición con respecto a las luchas de trabajadores y trabajadorasen Euskal Herria, y dejen sin efecto las multas y denuncias interpuestas en la huelga del metal de Bizkaia, en Tubacex, en PCB, en Petronor y en cualquier otro conflicto laboral. 

También vamos a iniciar una dinámica con el objetivo de recabar el mayor número de adhesiones posibles a estas peticiones y a este manifiesto, tanto en el ámbito laboral como en el ámbito social.

Ademas realizaremos diferentes movilizaciones, la primera de ellas el 25 de enero. Ese día, 3 trabajadores del metal serán juzgados injustamente por defender sus derechos y unas condiciones de trabajo dignas. Hacemos un llamamiento a participar en esa movilización que se realizará a las 12:30 frente a la Audiencia Provincial en la c/Barroeta Aldamar.