El “tarifazo“ se producirá en el billete mensual, que subirá un 30% en Metro Bilbao y un 40% en EuskoTren; sólo se afrontará la integración tarifaria en la Línea 3, dejando fuera el resto de servicio de EuskoTren; CTB creará nuevos billetes, que aún siendo más caros que los actuales ofrecerán menor número de viajes.

El área de transportes del sindicato LAB junto con las secciones sindicales de LAB en Metro Bilbao y EuskoTren han realizado un análisis de la afección tarifaria que traerá consigo la puesta en marcha de la Línea 3 de metro.

Según los datos recabados en el estudio, estás serían las principales conclusiones:

1.- Se crea un área denominada “sistema metro” que abarca las líneas 1, 2 y 3 que será tarifariamente diferente al resto de servicios de EuskoTren (línea general Durango, ramal Bermeo, Txorierri y tranvía).

Ejemplo:
Un viaje desde San Mamés a Txurdinaga costaría 0,90 € con Barik. Un viaje desde San Mamés hasta la estación de EuskoTren de Ariz/Basauri (dos estaciones más lejos) 1,71 €. En las Líneas 1, 2 y 3 se integran tarifas, mientras que en el resto se paga la tarifa MB + tarifa ET y se aplica un 20% de descuento (igual que hasta ahora). Esto aumentará las diferencias entre quienes dispongan metro cerca de casa y quienes no lo tengan.

2.- El conocido hasta ahora como abono MENSUAL, será el mejor ejemplo de “tarifazo”, ya que incrementará su tarifa un 30% en Metro Bilbao y un 40% en EuskoTren.

Ejemplo:
Actualmente en mensual de Metro Bilbao cuesta 35,3 € (una zona) en Metro Bilbao, y 36, 5 € en EuskoTren (dos zonas), con la nueva tarifa su precio sería: Mensual 1 zona 46 €, 10,7 € más caro que actualmente (+30,3%); Mensual 2 zonas 51€, 14, 5 € más caro que actualmente (+39,7%). Con esta medida un persona usuaria del título mensual pagaría entre 125 y 175 euros más al año por hacer el mismo recorrido que actualmente.

3.- El Consorcio de Transportes de Bizkaia creará nuevos billetes mensuales de 50 y 70 viajes que intentarán camuflar este “tarifazo”.

Ejemplo:
Con los mismos ejemplos del punto 2: el abono de 50 viajes si lo comparamos con el Super50 actual sube 2 euros de media al mes (entre un 5 y un 7% según zonas). El abono de 70 viajes, aun teniendo menos beneficios que el mensual, sube 2,5 euros de media (entre un 5 y un 8% más caro según zonas).

Con esta medida tendremos abonos con peores condiciones que el mensual a un precio más caro. “Menos por más”

4.-. Los nuevos abonos temporales limitados, 50 y 70 viajes, si se utilizan fuera del “sistema metro” descontarán 2 viajes (1 en metro y otro en EuskoTren).

Ejemplo:
Con uno de esto nuevos abonos al realizar un viaje desde San Mames a Casco Viejo en metro me descontará un viaje, al volver a validar en Casco Viejo y salir en Durango, me descontará otro. Por tanto si cada recorrido me descuenta 2 viajes estos billetes no tendrán carácter “mensual”, ya que si todos los días hago ida y vuelta consumiré 4 viajes diarios. 

Un abono de 50 viajes me durará 12 días (15 si no viajo el fin de semana). Un abono de 70 viajes me durará 17 días (20 si no viajo el fin de semana).

5.- Esta creación de nuevos billetes obligará a las usuarias y usuarios a prever el número de viajes cada mes. En opinión de LAB sería mucho más práctico, sencillo y funcional que el propio sistema BARIK contabilice los viajes al mes que se realizan y se vaya aplicando una tarifa gradual según se vayan realizando esos viajes, pudiendo fijarse los limites de 50 y 70 viajes, u otros.

Conclusiones del informe elaborado por LAB:

· LAB NO comparte la creación del “sistema metro”, puesto que genera mayores diferencias que las ya existentes entre las zonas y localidades que tienen metro y las que no disponen de él.

· Sin embargo, esta medida nos demuestra que técnicamente es posible realizar una verdadera integración tarifaria. Desde LAB creemos que como primer paso todo el “sistema euskotren” (Tranvía, Txorierri, Línea general y ramal Bermeo) debería tener las mismas características que el “sistema metro”. Como segundo paso que este sistema integrara Bizkaibus, Bilbobus y resto de buses urbanos en municipios de Bizkaia. Y finalmente, realizar la integración total y definitiva con Renfe y Feve. Todo ello bajo el paraguas de mismo recorrido, misma tarifa, independientemente de qué operadores y que número de ellos utilices (billete único e integración tarifaria real)).

· Dicho de otra manera, LAB compartiría el planteamiento realizado para el “sistema metro” y sería válido si se aplicara a todo el sistema de transporte público de Bizkaia, y no sólo a una parte del mismo.

· Aún quedando demostrado que técnicamente es posible la integración tarifaria, LAB no comparte que para alcanzarla haya que aumentar exponencialmente el precio de los billetes. En
nuestra opinión se deben llevar a cabo políticas que apoyen el aumento del uso del transporte público y reduzcan el uso del vehículo privado, para que una mayor recaudación se genere por el aumento de la venta de billetes, y no por el encarecimiento de las tarifas.

· Creemos que, además, es un buen momento para acabar con los beneficios basados únicamente en la edad de la persona usuaria. Ser joven o mayor de 65 años no garantiza que esas personas no tengan ingresos o sus ingresos sean menores (aunque en ocasiones así ocurra). Un sistema basado en los ingresos de cada persona sería sin duda mucho más acorde, y nos garantizaría el principio de justicia social.

· Según datos calculados por LAB, como mucho el 10% de las personas usuarias de Metro Bilbao y Euskotren se beneficiarán de la “falsa” integración tarifaria, mientras que el 90% de personas ya usuarias a día de hoy de ambos modos de transporte se verán perjudicadas. Solo saldrán beneficiadas aquellas personas que usen L3 y transborden con L1 y L2, ya que el resto de personas tendrán el mismo servicio que el actual pero a unos precios desorbitados.