Es inadmisible atacar a cualquier persona por su identidad u orientación sexual o de género; tenemos claro que esta nueva agresión se enmarca dentro de una nueva ofensiva del fascismo. En estos últimos tiempos hemos visto como el rebrote de los valores reaccionarios ha traído consigo el aumento de este tipo de ataques y una clara ofensiva contra la clase trabajadora y los jóvenes.

Es obvio que los centros de trabajo, al igual que la calles, no son espacios seguros para las personas y colectivos que se sitúan fuera de la heteronormatividad. En ese sentido, desde el Sindicato LAB publicamos hace varios años una guía y un protocolo para tratar esta cuestión en los centros de trabajo y desarrollar herramientas para hacer frente a este tipo de agresiones.

Es imprescindible articular redes de autodefensa y responder a estas agresiones desde la unidad y diversidad de la clase trabajadora. LAB, como hasta ahora, está dispuesto a hacer su aportación y dar pasos adelante en su acción sociosindical. En ese sentido, el Sindicato LAB quiere llamar a la manifestación convocada mañana, jueves, a las 19.00 de la tarde desde el Ayuntamiento de Basauri. ¡Ninguna agresión sin respuesta!