El trabajo de las trabajadoras de las residencias es esencial para la sociedad y exigimos que así se reconozca. En la comparecencia realizada en Bilbo, hemos reclamado la equiparación de las condiciones laborales con las trabajadoras públicas y hemos exigido ratios humanos.

La mercantilización de los cuidados solo trae miseria para las personas mayores y precarización para las trabajadoras del sector. Hoy en día, los cuidados son un negocio, las empresas se lucran con cada nueva plaza de usuarios o usuarias y la Diputación es la responsable de esta rueda, que no hace más que enriquecer a unos pocos y precarizar y explotar a las más de 5.000 trabajadoras del sector. 

Las empresas solo ven dinero y beneficio donde nosotras vemos cuidados y trabajo. Las trabajadoras de las residencias exigimos que se reconozca el servicio público que prestamos. Éstas son nuestras reivindicaciones:

– La Equiparación de nuestras condiciones laborales con las trabajadoras públicas. Es el momento de dar pasos reales en la mejora de nuestras condiciones laborales y en consecuencia en la mejora de cuidado de las personas mayores. Ahora es el momento, ésta tiene que ser la Negociación de la Equiparación.

– Unos ratios más humanos. Rechazamos los actuales por insuficientes e inhumanos. Suponen una agresión a nuestra salud, no somos robots sino personas. Y suponen una agresión diaria a la dignidad de las personas mayores que reciben los cuidados. Se necesita más personal.

Para LAB, la solución final de este conflicto pasa por la publificación del servicio de cuidados de mayores. 

La Diputación impone privatización

Tras un año de teatro y 10 reuniones con la patronal, el resultado es falta de voluntad, prepotencia y la negociación es inexistente. La Diputación impone la privatización del cuidado de las personas mayores y es la responsable principal de lo que se está viviendo en las residencias en Bizkaia.

Ante esta situación, LAB ha registrado la convocatoria de un día de huelga en el sector de residencias para el día 14 de diciembre.

Para LAB, este conflicto exige una unidad sindical fuerte y clara. Es responsabilidad de los sindicatos que compartimos reivindicaciones y capacidad de lucha hacer una oferta movilizadora unitaria a las trabajadoras del sector. LAB asume su compromiso en esa dirección e invita a la mayoría sindical a compartir diagnóstico y agenda movilizadora.

Hacemos un llamamiento a todas las trabajadoras del sector a que se movilicen el día 14 de diciembre. Es necesario  hacer visible y poner en el centro nuestra situación y la de las personas que reciben los cuidados.

LAB se concentrará el día 14 de diciembre frente a la sede de Juntas Generales en Bilbao, a las 10:30 de la mañana.