El secretario de Acción Sindical y Negociación Colectiva Xabier Ugartemendia y la responsable de Salud Laboral Lurdes Eraso han realizado una comparecencia sobre las medidas a adoptar para proteger la salud de trabajadoras y trabajadores en la fase de desescalada del confinamiento originado por la crisis sanitaria y de cara a tener un proceso de desescalada eficiente y seguro, han considerado que es indispensable realizar test masivos y gratuitos a toda la población. Eso sí, han concretado que dentro de los objetivos y estrategia de realizar test a toda la ciudadanía, deben fijarse prioridades sobre dónde empezar en el ámbito laboral y que para ello, LAB tiene una propuesta. Precisamente, hemos dado a conocer dicha propuesta en la comparecencia.

En los centros de trabajo, deberían fijarse prioridades a la hora de realizar los test, empezando por los y las trabajadoras de servicios esenciales. Nuestra propuesta:

– Deberían empezar por los y las trabajadoras del sector sanitario, ya que a día de hoy a un 60% de éstos y éstas no se les han realizado test.

Trabajadores y trabajadoras y personas usuarias del sector socio sanitario. En la actualidad se les han realizado test a muchos y muchas, pero debemos denunciar que han empezado muy tarde. Muchos y muchos trabajadores han sido contagiados y en Euskal Herria han muerto alrededor de 750 personas usuarias debido al coronavirus.

-Al resto de trabajadoras y trabajadores de servicios esenciales. En la actualidad no se les han realizado test. Andamos tarde, ya que se trata de sectores de algo riesgo: trabajadores y trabajadoras de supermercados, ambulancias, gasolineras, farmacias, del sector del transporte o del transporte público.

-A quienes son especialmente sensibles (mayores de 60 años, embarazadas, inmunodeficientes, quienes tengan enfermedades del corazón, cáncer y se encuentren en tratamiento, con enfermedades crónicas del aparato respiratorio, personas diabéticas…).

-Trabajadores y trabajadoras de servicios no esenciales que ya se encuentren trabajando (en el pequeño comercio, peluquerías…).

Siguiendo con el proceso de desescalada, a todos y todas las trabajadoras que hayan empezado a trabajar o vayan a empezar a hacerlo.

Junto con los planes de seguridad de las empresas deberá establecerse el plan y el procedimiento para realizar los test, en los que participará la representación de los y las trabajadoras. La empresa debe garantizar que tiene capacidad para interpretar los resultados y hacer un seguimiento de los casos, además de respetar la confidencialidad de los resultados. No podrán utilizarse para discriminar a trabajadores y trabajadoras.
La realización de test no podrán sustituir las medidas de seguridad que se recojan en los planes de las empresas (higiene, medidas organizativas, medidas de control…). Seremos estrictos en su aplicación y realizaremos un seguimiento.

De forma periódica, se complementarán con test de anticuerpos
En el seno de este plan general, a los y las trabajadoras se les realizará en primer lugar un test PCR y más tarde y de forma periódica, se complementará con test que midan anticuerpos.

Realización de test en centros de trabajo, coordinados con los servicios públicos a través del personal sanitario de los servicios de prevención. Si el centro de trabajo no cumpliera las necesarias condiciones y garantías, pedimos que los test se realicen en centros de salud.