Los beneficios de las empresas industriales de Bizkaia fueron de 1.300 millones de euros en 2016.

Asier Goitia, Iratxe Azkue y Eulate Zilonizaurrekoetxea, representantes de la Federación de Industria del sindicato LAB, han comparecido hoy en Bilbo.

El objetivo de la rueda de prensa, y a raiz de las negociaciones del Convenio del Metal de Bizkaia, es dejar claro que LAB no aceptará ninguna miseria y seguiremos luchando para conseguir convenios y acuerdos dignos para todos y todas.

Estrategia de bloqueo por parte de la patronal
En primer lugar, queremos denunciar la estrategia de bloquear convenios y acuerdos por parte de la patronal en todos los ámbitos.

Esa estrategia la llevamos sufriendo en el Metal de Bizkaia muchos años. Debemos de recalcar que es un convenio que afecta directamente a 55.000 trabajadores y trabajadoras y que el 66% de esas personas tienen el convenio sin actualizar. Además, y como consecuencia, desde 2008 al 2015 esos mismos trabajadores y trabajadoras han perdido un 5% de poder aquisitivo en la CAV. Y eso no sólo ocurre en el convenio sectorial, el bloqueo se repite en los centros de trabajo, posponiendo, alargando y negando las negociaciones.

FVEM se enriquece mientras las plantillas son cada vez más precarias
La patronal, la Federación Vizcaína de Empresas del Metal (FVEM), tiene claro su camino, con unos beneficios de 1.300 millones de euros en 2016, y según sus propias palabras un 2017 excelente; en los convenios nos ofrecen inseguridad, nula voluntad para repartir la riqueza y más precariedad. Ejemplo de ello es que de 2016 al 2017, la contratación temporal ha subido del 29,3% al 32,0%. Además, FVEM dice que crearán 3.000 puestos de trabajo en 2018, y Govierno Vasco que el 90% de las contrataciones serán de caracter temporal; es decir, que 2.700 nuevos contratos serán precarios.

LAB continua en la defensa de acuerdos y convenios dignos
Por todo ello, queremos dejar claro que no aceptaremos cualquier contenido para los convenios; defenderemos, empresa por empresa y en las negociaciones sectoriales, contenidos dignos para cualquier acuerdo o convenio; entre otras:

– No aceptaremos ningún retroceso o vulneración de las actuales condiciones.
– Medidas y claúsulas que nos blinden de la reforma de la negociación colectiva.
– Para hacer frente a la precariedad; limitar la contratación eventual, sin flexibilidad, que limite y prohiba las ETTs y la subcontratación.
– Medidas que impulsen la contratación de las mujeres y dignifique nuestras condiciones laborales.
– O que garanticen la subrogación.

Sabemos bien, que para defender nuestros derechos y mejorar nuestras condiciones laborales es necesario aunar fuerzas (es por ello, que en la última mesa del metal de Bizkaia, propusimos reunirnos con todos los sindicatos) e incrementar conflictividad en todos los ambitos y todos los centros de trabajo, como única vía para conseguir esos objetivos.

Doble mensaje para los y las trabajadoras y la patronal
En vísperas del 1 de mayo llamamos a todas las trabajadoras a organizarse y luchar. LAB hemos sembrado un grano en la mesa del metal identificando los temas más importantes para hacer frente a la precariedad en el sector. Y nos comprometemos a defenderlos en culaquier lugar y ante quien haga falta. Pero, justamente esos problemas son los que sufren las y los trabajadores en los centros de trabajo; por lo que empresa por empresa debemos de multiplicar la confrontación como única herramienta para mejorar y dignificar nuestros derechos laborales y sociales y en definitiva, nuestras vidas.

Para terminar, pediomos a la patronal que comience a sacar esos 1.300 millones de euros de sus bolsillos y comiencen a invertir en dignidad, porque antes o despues lo van a tener que hacer. Mientras no lo hagan a LAB nos tendrá enfrente.