2024-06-16
InicioAcción SindicalAnte la privatización, LAB reivindica un sistema de cuidados público y comunitario...

Ante la privatización, LAB reivindica un sistema de cuidados público y comunitario en las movilizaciones del 8 de marzo

LAB ha realizado movilizaciones en Gasteiz, Iruñea y Baiona este 8 de mazo. Ante la privatización, el sindicato ha reivindicado un sistema de cuidados público y comunitario. La coordinadora general Garbiñe Aranburu ha participado en la movilización de Gasteiz, que ha arrancado desde la Plaza de la Provincia. 

Aranburu ha señalado que la Huelga Feminista General del 30 de noviembre fue un paso de gigante para iniciar la transformación de los cuidados, destacando que sin tranformar el sistema de cuidados, hablar de igualdad entre mujeres* y hombres es mera retórica. “Hay que repartir y colectivizar los trabajos de cuidados, las medidas para impulsar la corresponsabilidad son necesarias y hay que constituir un sistema de cuidados público comunitario”, ha añadido.

También ha destacado que el hecho de no contar con un sistema de cuidados público y comunitario perpetúa la precarización de las vida y los trabajos y que las cadenas de cuidados globales suponen que las vidas de algunas mujeres* se exploten aún más. Muestra de ello serían las situaciones extremas que podemos encontrar hoy en día en Euskal Herria.

Sin embargo, no ha negado el gigantesco paso que se ha dado: «Estamos resquebrajando los pilares del sistema capitalista heteropatriarcal, hemos creado grietas y nos toca seguir agrandándolas». Destacando el profundo ejercicio de pedagogía realizado en torno al reto del cuidado, señala que “hemos denunciado y politizado el tema de un modelo de cuidado injusto que cae a espaldas de las mujeres*. Estamos dando a los cuidados de la el lugar que necesita en el ámbito sindical, social y político».

En cuanto a los Gobiernos de Nafarroa y Gasteiz, ha denunciado que la huelga de noviembre ha situado en la agenda el tema de los cuidados, pero no para dar las respuestas que la situación requiere. «Han asimilado varios conceptos del feminismo y han entrado en el juego del blanqueamiento y la tergiversación», ha añadido.

Aranburu ha reclamado políticas feministas, no mensajes políticamente correctos. Y ahondando en esto, ha ensalzado la determinación de mujeres* y feministas: «No conseguiréis salir de nuestro camino, seguiremos luchando hasta transformar los cuidados».

En referencia a las elecciones vascas del 21 de abril, ha señalado que el PNV, que durante años ha privatizado los cuidados y los ha convertido en negocio, ha puesto en marcha una campaña de márketing.

De esta forma, ha calificado el Pacto vasco por los cuidados propuesto por los jeltzales como una apuesta clara para estabilizar el actual modelo de cuidados. «Este Gobierno nos dice que está comprometido con la igualdad de oportunidades, pero saben que con estas medidas eso no va a pasar», ha añadido.

Ahondando en la crítica, ha añadido que “la propuesta del PNV no supone un nuevo modelo, ni medida alguna para garantizar nuestro derecho a recibir cuidados dignos”. Así, ha asegurado que «el cuidado seguirá siendo no un derecho, sino una fuente de negocio», ya que «no hay ninguna intención de acabar con la privatización y configurar un sistema público comunitario de cuidados, ni medidas que dignifiquen los salarios y las condiciones laborales de las trabajadores del ámbito de los cuidados o que redistribuyan corresponsablemente las tareas de cuidado”.

Aranburu ha denunciado que el objetivo de este pacto es desactivar el ciclo de lucha de las mujeres* que trabajan en el ámbito de los cuidados, reforzado por la Huelga Feminista General. Ha añadido que el PNV siempre ha defendido los intereses del capital, despreciando a los sindicatos, los agentes sociales, el Movimiento Feminista y las mujeres* trabajadoras; y no responde a las reivindicaciones de quienes salieron a la huelga.

Ha recordado que al día siguiente de la huelga del 30 de noviembre se hizo un llamamiento al gobierno para que formara una Mesa Intersectorial y que éste no mostró ninguna voluntad para ello.

Aranburu ha añadido que no se puede acabar con las discriminaciones sin transformar  los cuidados: «Mientras se mantenga la distribución desigual de los tiempos de cuidado o el reparto del trabajo por sexos la brecha salarial se mantendrá, las mujeres* estaremos en desventaja para dedicarnos a la esfera pública y tendremos menos oportunidades de disfrutar del tiempo libre».

También ha reclamado otro tipo de políticas públicas y cambios políticos, precisando que el modelo del PNV, al que apoya el PSE, está agotado. «Ese cambio es factible y lo vemos cada vez más cerca», ha añadido, al tiempo que ha llamado a seguir impulsándolo.

AZKEN ALBISTEAK | ÚLTIMAS NOTICIAS

Udal administrazioan euskararen normalizazioa mugatu nahi duen azken epaia gogor salatzen dugu

Euskal administrazioa euskalduntzeko prozesuaren aurka pairatzen ari garen oldarraldiaren baitan beste epai baten berri jaso dugu. Kasu honetan, Bilboko Administrazioarekiko Auzien Epaitegiaren eskutik etorri da; izan ere, Galdakaoko Udaleko Gizarteratzeko eta Laneratzeko Teknikari lanpostu bat egonkortzeko prozesuan 3. hizkuntza-eskakizuna ezartzea atzera bota du.

Si GUITRANS bloquea la negociación del convenio de transporte de mercancías por carretera de Gipuzkoa, haremos un llamamiento a bloquear las carreteras

Los sindicatos LAB, ELA, CCOO y UGT y la patronal GUITRANS hemos constituido la mesa negociadora del convenio de transporte de mercancías por carretera de Gipuzkoa. Con el inicio del año 2024, los sindicatos iniciamos la vía negociadora de un nuevo convenio. De hecho, el sector está sin convenio desde el 31 de diciembre de 2009, con más de 6.000 trabajadores y trabajadoras en condiciones totalmente desregulada.

La sentencia de Europa nos da otra herramienta para la lucha por la estabilidad del empleo público

La sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha aclarado que las medidas adoptadas por las administraciones no solucionan el problema de la temporalidad y pide medidas más efectivas.