La campaña de LAB para señalar a las jefaturas “tóxicas” en Osakidetza dará otro paso este mes de diciembre. Además de la denuncia de las jefaturas tóxicas de cada centro, elegiremos las tres jefaturas que más han destacado en toda Osakidetza en estos últimos meses, una por cada territorio. La elección no será nada fácil porque, desgraciadamente, contamos con muchos candidatos y candidatas.

Entre otras medidas, denunciaremos mediante carteles las penosas actuaciones de estas jefaturas. En los últimos años se han multiplicado las vulneraciones de derechos laborales en Osakidetza. Cada vez se producen con más frecuencia y afectan a más trabajadores y trabajadoras, por lo que podemos afirmar que la impunidad de las jefaturas es prácticamente absoluta.

Los graves recortes impuestos todos estos años en la sanidad pública vasca bajo la excusa de la crisis económica han llevado aparejados drásticos recortes de los derechos laborales de la plantilla. Muchos de esos derechos han sido eliminados “por ley”, pero otros muchos nos los quieren quitar en la práctica diaria, sin amparo legal, por medio de su negación reiterada y consciente.

Anteriormente, el Departamento de Salud criticó duramente la campaña de LAB, aduciendo que “tenía como objetivo desprestigiar a los profesionales” y que eran actitudes pertenecientes a un tiempo ya superado. Lo que verdaderamente pertenece a otro tiempo es la impunidad de algunas jefaturas que actúan como si estuvieran en su cortijo. Todas las situaciones denunciadas han sido puestas en conocimiento de diferentes direcciones una y otra vez y hemos intentando arreglar las situaciones por todos los medios posibles, pero no nos han hecho ni caso. Por lo tanto, el único camino que nos queda es el de la denuncia pública y la movilización.

Precisamente, hacemos estas denuncias porque queremos conseguir una Osakidetza pública y de calidad. Las actitudes de estas jefaturas flaco favor le hacen a nuestro sistema sanitario. Una Osakidetza que no se basa en el respeto y en los derechos laborales no puede ser una Osakidetza sana.