Se ha celebrado la Mesa Sectorial de educación con los temas de la OPE, oposiciones y propuesta de cambio de la normativa que regula la gestión de listas. Era una reunión para clarificar, y ha terminado siendo una narración cronológica del Consejero Mendoza, sin decisiones y aumentando las dudas ya creadas en el profesorado.

La falta de acuerdo mostrada por los partidos políticos que forman el Gobierno ha tenido su reflejo en la Mesa Sectorial a nivel sindical.

A juicio de LAB, la gestión del Departamento de Educación y del Gobierno en este proceso es inadmisible. La presión mediática ejercida en contra de esta OPE y la falta de valentía de este Gobierno ha desembocado en una falta de determinación para defender una propuesta basada en argumentos técnicos.

LAB desde el inicio planteo la necesidad de un diagnóstico para identificar las necesidades del sistema educativo Navarro, y en base ha estas necesidades realizar una planificación y actuar en consecuencia.

La propuesta de la OPE ha sido y es el centro de todos los ataques de los sectores reaccionarios de Navarra, que critican entre otras cosas el número de plazas en euskara, eso sí basados en argumentos políticos y no técnicos, sin tener en cuenta las necesidades del sistema educativo. Es más, con la excusa de la OPE han arremetido una vez más contra los derechos lingüísticos de lxs euskaldunxs.

Esta situación tiene responsables con nombres y apellidos. Responsables políticos, cargos públicos y los que han mirado para otro lado ante esta sinrazón o los que han tomado parte activa en contra de la oferta en euskara: Izquierda Unida y Podemos o sindicatos como Afapna y CCOO. Es verdaderamente lamentable su posición en contra del euskara.

La OPE debería haber sido una decisión técnica, pero por cobardía, se ha convertido en una decisión totalmente política, repitiendo los mismos parámetros en los que se movían los anteriores gobiernos. Y en todo este juego político el afectado es el profesorado, por ello exigimos al gobierno que mañana mismo de a conocer su postura clara en este tema.
LAB reitera que su posicionamiento a favor de esta OPE está condicionada al cambio de la Orden Foral de gestión de listas incluyendo la lista única.