Bilbo.

Con motivo del día contra la brecha salarial, hemos realizado movilizaciones en las capitales de Hego Euskal Herria. En concreto, hemos denunciado que la brecha salarial se basa en la división sexual del trabajo. Por tanto, hemos destacado que es imprescindible romper esa división para que las mujeres* tengan salarios y condiciones laborales dignas.

Iruñea.

En la protesta de Bilbo, la secretaria de la Secretaría Feminista, Eli Etxeberria, ha tomado la palabra y ha señalado que, además de romper la división laboral por sexo, la publificación sería otra medida importante para acabar con la brecha salarial: «La privatización de los servicios que son públicos supone la precarización de las mujeres* trabajadoras, especialmente en los sectores relacionados con las labores de cuidado. Nos quieren en un segundo plano en el mercado laboral». Según Etxeberria, «también deberían obligar desde los poderes públicos a las empresas que están masculinizadas a contratar a mujeres*».

Gasteiz.

En palabras de la Secretaría Feminista, «no existen trabajos que sean propios de mujeres* o de hombres. Esto es una construcción. La diferente valoración de estos en función de quién los realiza no es neutra, ni normal, ni natural. Las impone el sistema para que las condiciones laborales de las mujeres* sean siempre peores, o para que seamos nosotras las responsables de todos los trabajos de cuidados en los hogares».

Donostia.