2024-02-21
InicioAcción SocialPolitika publikoakEl Consejo Vasco de Finanzas del miércoles acordará el reparto de la...

El Consejo Vasco de Finanzas del miércoles acordará el reparto de la multa por las vacaciones fiscales, pero no así de las responsabilidades políticas

El lehendakari, Iñigo Urkullu ha anunciado que su Gobierno asumirá el 70% de la multa impuesta por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea, asumiendo así la participación que el gobierno autonómico de la época tuvo en la creación de las ayudas fiscales ilegales concedidas a las empresas en la década de los 90.

Resultaría conmovedor el gesto de “solidaridad” mostrado por el ejecutivo de Lakua, si no fuera porque la sanción, en realidad, recaerá sobre el bolsillo del conjunto de contribuyentes. Además, con respecto al reparto de las cargas tributarias, es importante subrayar que los impuestos directos soportados por las rentas del trabajo son 2,6 veces superiores a la suma de los impuestos pagados por los beneficios empresariales, las rentas del capital y los grandes patrimonios.

Los 21 millones de euros, que el gobierno de Urkullu ha prometido aportar para contribuir a sufragar el castigo impuesto, representan una cantidad equivalente a la dotación presupuestaria destinada en 2014 a ayudas de emergencia social con el fin de paliar las situaciones de pobreza y marginación que padecen las personas sin recursos. A esto hay que añadir otros 9 millones que se repartirán entre las tres diputaciones.

Este es el precio de una estrategia torticera e irresponsable cuyo objetivo era evitar por todos los medios que las empresas devolvieran las ayudas fiscales obtenidas indebidamente.

Las Diputaciones Forales, entonces en manos del PNV y del PP, desoyeron de manera persistente y contumaz los sucesivos requerimientos y sentencias emitidas por las autoridades comunitarias. De esta forma cumplieron con diligencia las maniobras dilatorias urdidas en los despachos de Confebask, y después pactadas con las haciendas forales.

Todavía nadie ha pedido disculpas por el perjuicio causado, a pesar de que esta merma de recursos agravará las dificultades presupuestarias que atraviesan las instituciones públicas. Tampoco hemos advertido muestra alguna de arrepentimiento. Al contrario, todos los responsables y/o beneficiarios de aquellas ayudas parecen reafirmarse en que “hicieron lo que tenían que hacer”, y lo único injusto es la sentencia emitida por el tribunal de Luxemburgo.

Con estos antecedentes no es de extrañar que Confebask continúe jugando un papel fundamental en el diseño de las normas fiscales hoy implementadas por aquellos partidos políticos que han optado por dar apuntalar el actual estado de cosas.
 

 

 

AZKEN ALBISTEAK | ÚLTIMAS NOTICIAS

La plantilla de CEAR Araba reclama que le apliquen el convenio provincial de intervención social

La plantilla de CEAR Araba ha realizado un paro y una concentración en Gasteiz, ante su centro de trabajo, como consecuencia de las reiteradas negativas de la entidad a dialogar la aplicación del III Convenio Provincial de Intervención Social de Araba aprobado el pasado mes de mayo del 2023.

LAB también participará en la campaña de solidaridad activa de la convocatoria ciudadana Gernika Palestina

La convocatoria ciudadana Gernika Palestina ha puesto en marcha una campaña de solidaridad activa ante la grave agresión que vive Palestina por parte de Israel. La campaña tiene un triple objetivo: llevar a Netanyahu ante los jueces internacionales, impulsar proyectos de solidaridad en Gaza y visibilizar a Palestina en todas partes.

El decreto que aprobará el Gobierno Vasco para normalizar el uso del euskera en el sector público de la CAV supone una oportunidad perdida...

LAB hace una valoración crítica del Decreto de Normalización del Uso del Euskera en el Sector Público que aprobará el Gobierno Vasco. Aunque supone algunos avances respecto al decreto anterior, es totalmente insuficiente. En definitiva, este proceso de renovación del decreto es una oportunidad realmente perdida para dar el salto en la euskaldunización de la administración vasca. Por un lado, porque el proceso de normalización del euskera no aprovecha las condiciones favorables que tiene en la actualidad; por otro, porque dicho proceso no responde a las necesidades y retos a los que se enfrenta en este momento y en un corto plazo.