2024-05-20
InicioIndustriaIndustria QuímicaLAB muestra su apoyo y solidaridad a los y las trabajadoras de...

LAB muestra su apoyo y solidaridad a los y las trabajadoras de Arkema

Otra vez más, empresa de Enkarterri que se enfrenta al cierre: 59 trabajadores y trabajadores de plantilla más las plantillas de las contratas abocados al precipicio del paro; a lo que hay que añadir las consecuencias en todo Enkarterri (comercio, hostelería, servicios públicos,…). LAB muestra su apoyo y solidaridad a los y las trabajadoras de Arkema que están tomando parte y participan en el enfrentamiento contra el cierre de la empresa.

La inhumana dinámica del capital, la irracional globalización de los mercados, la ausencia de proyecto propio y falta de apoyo institucional a políticas industriales que creen y conserven empleo digno,… vuelven a provocar nuevo cierre, aunque acudan, lo justifiquen y lo impongan por “causas económicas y productivas”, aplicando la Reforma Laboral apoyada por PpE-PsoE-PnV.

Empresarios, gestores, políticos,… practican, avalan y bautizan planteamientos y prácticas que solo consisten en que “cuando las cosas van bien me apropio del beneficio y cuando las cosas van mal lo pagamos entre todos/as”. En tiempos buenos se defiende la propiedad privada y se “socializa” en tiempos malos.

Enkarterri se muere lenta y silenciosamente. Es necesario que la situación de la comarca se sitúe en el centro de nuestras preocupaciones y del debate político.

Y es hora ya de que, en nuestra condición de trabajadoras/es y de ciudadanas/os, exijamos a los políticos e instituciones qué medidas van a adoptar para poder vivir y trabajar en nuestra comarca. Medidas que impidan que el dinero público que se destine “desaparezca“ cuando pasa por las manos de los empresarios y sus gestores (Pastguren, Virtisu,…). Medidas, también, que no sacrifiquen el empleo para favorecer la burbuja inmobiliaria.

Es el momento de que nos impliquemos y forcemos a políticos e instituciones a la paralización del desmantelamiento industrial y vayan mas allá de la foto y del apoyo moral, rechazando decisiones que sacrifican puestos de trabajo a cambio de transformar Enkarterri en zona residencial dejando de lado las necesidades de las personas que aquí residimos.

Es momento de que nos impliquemos y forcemos a políticos e instituciones a que dejen de hacer titulares antes de las elecciones y dejen de avalar a empresarios que se quedan con dinero público.

Es el momento de que aparezcan los 1.000 puestos de trabajo que se iban a crear con Habidite (ni la burbuja inmobiliaria les ha valido), con el PnV al frente (Ibarretxe).

Es el momento de que cada persona forcemos a sindicatos, políticos, instituciones, asociaciones, organismos sociales,.. a poner en pie a la sociedad para hacer posible un futuro en Enkarterri.

Hacemos llamamiento y emplazamos a nuestra afiliación para participar en todas las movilizaciones que organice la plantilla de Arkema en contra del cierre, tanto en las empresas como en la calle y unir esta concreta lucha con la reivindicación Enkarterrin Lan eta Bizi
 

 

 

AZKEN ALBISTEAK | ÚLTIMAS NOTICIAS

00:01:52

Salimos a la calle contra la masacre de Rafah y el genocidio contra el pueblo palestino

Este mediodía hemos realizado concentraciones multitudinarias en las capitales de Hego Euskal Herria, S.O.S. Rafah. Genocidio bajo el lema STOP, convocado por una amplia mayoría sindical.

Llevamos a los centros de trabajo el clamor para frenar el genocidio en Palestina

En el marco de las iniciativas convocadas para hoy bajo el lema S.O.S. Rafah, STOP genocidio, en numerosos centros de trabajo de Euskal Herria hemos mostrado nuestra solidaridad con la ciudadanía palestina y hemos exigido la inmediata paralización del cruel genocidio que Israel está llevando a cabo.

La plantilla rechaza el escaso preacuerdo auspiciado por UGT, CCOO y USO en Bilbobus y retomamos la lucha

El preacuerdo anunciado esta semana ni siquiera recogía la que era una de las reivindicaciones fundamentales, es decir, vincular los salarios al IPC. Pues bien, tras llevar ayer la decisión a la asamblea de trabajadores y trabajadoras, estos y estas votaron 'no' al preacuerdo (287 votos a favor del 'no'; 249 a favor del 'sí'). Así, la voluntad de la plantilla se ha impuesto al fraude de la mayoría del comité.