La sección sindical de LAB denuncia la situación de indefensión en la que se encuentran las 300 trabajadoras de KONECTA BTO, empresa que da servicio a la atención al cliente de la compañía IBERDROLA, que desde hace tres meses viene sustituyendo a la empresa Customer Works. Las trabajadoras se han movilizado hoy en Güeñes y han convocado una jornada de huelga para el 28 de febrero.
Después de que la empresa saliente presentara un ERE de extinción para la plantilla indefinida (127 trabajadoras), y durante casi un año largo de transición entre una empresa y la otra, las trabajadoras del sector de Telemarketing han venido reclamando su derecho a ser subrogadas. Tras 16 jornadas de huelga completas y un sinfin de reuniones con la empresa, Inspección de Trabajo y Delegación de trabajo, sus reivindicaciones fueron oídas y Delegación de Trabajo rechazó el expediente presentado por la empresa, reconociendo así que el cambio de empresa en realidad era una sucesión y se reconocía el derecho a ser subrogadas a las trabajadoras.

Una vez conocida la resolución, la empresa presentó un Recurso de Alzada ante el Departamento de trabajo del Gobierno Vasco. Si esta instancia confirmaba lo dicho por Delegación, solamente quedaba la vía judicial, con un recorrido largo en el tiempo, lo cual suponía que se consumaría la Subrogación. Pocas veces hasta el momento un organismo administrativo había contradecido al otro y aun siendo conscientes de la presión que ejercía IBERDROLA, no contábamos con que sería capaz de que todo un Gobierno renunciara a la defensa de la legislación y la protección que debe de ejercer sobre los y las trabajadoras sean del sector que sean.

El 29 de octubre de 2010, el Gobierno Vasco se rindió a la presión y abandonó no solamente a las y los trabajadores, sino que renunció a ser parcial y sucumbió a los intereses de IBERDROLA, sin tener en cuenta la situación de vulnerabilidad en la que quedarían las trabajadoras.

El cambio de empresa se produjo entre el 12 y 13 de diciembre del 2010, esto ha provocado que con una antigüedad de 2 meses el pasado 14 de febrero despidieran a 6 trabajadoras con unas indemnizaciones que a pesar de reconocerse su improcedencia, no llegaban a unos días de salario. Además, amenaban con más despidos.

Ante esta situación, las secciones sindicales de LAB y CC.OO hemos convocado huelga para el día 28 de febrero. A nuestro entender, Iberdrola es responsable directo de lo ocurrido, ya que no solamente aprobó el Recurso de Alzada y despidieron a la plantilla, sino que ahora se niega a reunirse con los representantes sindicales y elude responsabilidades.

Güeñes, 23 de febrero de 2011