La plantilla de GEBISA, concesionaria que gestiona la A8 en Bizkaia, va a iniciar una serie de movilizaciones para exigir a la empresa y a la Diputación Foral de Bizkaia, la defensa de los puestos de trabajo y las condiciones de trabajo.

La empresa pretende destruir puestos de trabajo mediante la puesta en marcha de maquinas que sustituyan al personal de cabina. Esta destrucción de empleo, va a conllevar a su vez un peor servicio al ciudadano/a, que va a ser junto a los trabajadores y trabajadoras uno/a de los mayores perjudicados de esta situación.

Nos parece descabellado que la empresa, que salió adjudicataria del servicio este verano, plantee sustituir personas por máquinas, pero peor nos parece que la Diputación haya dado una licitación de muchos millones de euros a una empresa que va a intentar gestionar maquinaria, empeorando el servicio que se da hoy en día, e incluso, con motivo de la medida que intenta adoptar, impidiendo el acceso a la autopista a personal con movilidad reducida.

La plantilla a su vez quiere defender su convenio y blindarse de la reforma laboral, cuestión que la empresa ha dejado claro que no está dispuesta a aceptar. Este hecho contradice la Instrucción Técnica realizada por la Diputación a las empresas que gestionen sus servicios, este mismo mes.

Es por ello que el miércoles 27 se va a realizar una concentración a las 10 de la mañana delante de Juntas Generales de Bizkaia (Hurtado Amezaga 6), que continuará con una manifestación hasta la Sede de Diputación en Gran Vía.
 

LAB sarean
{module[111]}