Las y los trabajadores del grupo ALFA han secundado dos jornadas de huelga los días 2 y 3 de mayo en la planta de Eibar —movilizaciones que también se han traducido en paros y protestas en las demás plantas del Grupo— en protesta contra la actitud que está manteniendo la empresa.
La empresa ALFA de manera unilateral no abonó media Paga Extra de diciembre y propuso una reducción salarial del 10% para los centros ubicados en Eibar, un 5% para los dos centros de Mecánica Mallabi y Dinalot y congelación salarial para Industrias Gol de Soraluze y Berriz. La dirección ha echado atrás la medida de la reducción en Mecánicas Mallabia y Dinalot, debido a la presión de los y las trabajadoras ya que éstos aprobaron en asamblea de trabajadores y trabajadoras 16 días de huelga.

El Grupo ALFA lo conforman varias empresas de las cuales 7 están en Eibar incluida la empresa Matriz, 1 en Soraluze, y 3 en Durangaldea, (Industrias Gol (antigua MAFISA) en Berriz, Mecánica Mallaba en Mallabia y en Abadiño; (antigua DINALOT) ). En todas las plantas están trabajando unos 700 trabajadores y trabajadoras.

Los trabajadores y trabajadoras del Grupo ALFA han dicho NO a semejante propuesta por considerarla inaceptable y han exigido a la dirección que presente un Plan de Viabilidad. La empresa ha respondido con la AMENAZA DE DESPIDOS, planteando posibles despidos en algunas plantas e intentando intentando, de esa manera, dividir a los trabajadores y trabajadoras del Grupo.

Desde el comité de empresa se le exige a la dirección que realice un planteamiento serio y de futuro.